Carpas para Camping

¡Esta es tu oportunidad! Elegí la calidad de las mejores marcas de carpas a un precio super conveniente.

La carpa ideal te está esperando

Ya sea para una salida familiar, un viaje a la playa o una expedición a la montaña, tenemos la carpa perfecta para tu próxima salida.

Para cuántas personas planeas usar tu carpa

Elige tu carpa según la cantidad de personas que la van a usar:

Marcas de carpas de camping que te recomendamos

Nuestro consejo es que elijas entre marcas de carpas reconocidas. Piensa que cuando más la necesites (lluvia, frío o nieve) tiene que responder. No te arriesgues con marcas alternativas. Bien elegidas (y mantenidas) podrán acompañarte en innumerables aventuras. Aquí te dejamos las mejores:

Catálogo completo de carpas para acampar

Ofrecemos las mejores marcas de carpas para camping. Las hemos probado y te damos garantía que son productos de gran calidad con desempeño profesional. Mirá aquí nuestra colección completa:

Elementos de una carpa de camping

Primero lo primero. Para poder elegir correctamente tu carpa es importante que puedas identificar los componentes de una carpa. Estos son los básicos:

  • Carpa o habitáculo: Es el espacio principal de nuestra carpa, que nos servirá de alojamiento. Hoy en día suele estar conformado de una sola pieza, generalmente con un suelo impermeable y resistente, y una estructura que nos protege del clima a la vez que permite la ventilación.
  • Cubretecho: Es una segunda tela, generalmente impermeable, que se coloca sobre el habitáculo principal para ofrecer protección contra el rocío, el viento y la lluvia.
  • Parantes: Componen el “esqueleto” de la carpa, dan la estructura y soporte al habitáculo principal. Suelen ser de aluminio o de fibra de vidrio, dependiendo la calidad de la carpa.
  • Estacas: De plástico o acero, permiten fijar nuestra carpa al suelo para prevenir que se la lleve el viento (clave!). La tirantez que genere sobre las superficies y telas son importantes para garantizar la impermeabilidad de la estructura.
  • Vientos: son cuerdas unidas al habitáculo principal o el cubre techo, que permiten que los mismos estén tensos y sin arrugas. ¡Cuidado con patearlos de noche!

Cómo elegir una carpa para camping: Lo que debes tener en cuenta

Tu destino

Es importante que pensemos muy bien no solo en el lugar a donde vamos, sino también qué clima debemos esperar. No es lo mismo el verano en Córdoba o Tucumán que en la Patagonia, donde nos pueden tocar tres días de lluvia seguidos, o una inesperada nevada. Para este último caso sería ideal una carpa de tres o cuatro estaciones.

Cantidad de personas que la usarán

Las carpas suelen traer en su descripción un detalle de cuántos usuarios entran acostados. Tener en cuenta que cada persona que use la carpa necesitará algún sector para guardar sus equipos. Podrás encontrar por lo general, carpas para 2, para 4 y 6 personas.

Espacio que ofrece la carpa

Para darnos unas idea del espacio tenemos que fijarnos en varias características:

  • Forma de la carpa: Algunas carpas ahorran peso y materiales siendo más anchas a la altura de la cabeza, y más angostas en los pies.
  • Superficie del Piso: Este número nos indica cuánto espacio real tenemos sobre el piso y puede servirnos de ayuda al comparar dos carpas similares.
  • Altura máxima: ¿Podremos vestirnos parados dentro de la carpa? ¿Podremos sentarnos dentro? Dependiendo de la altura de su punto máximo, nos daremos una idea del espacio general.
  • Forma de las Paredes: Algunas carpas tienen paredes casi verticales, lo que seguramente se sentirá más espacioso. Cuanto más inclinadas estén las de nuestra carpa, más liviana será, pero menos espacio tendremos.

Por regla general, si la carpa dice cuatro personas, probablemente entren tres con equipos, y dos cómodas.

Cuidado con el peso

Si queremos ir livianos y rápidos y el clima no es una preocupación, deberíamos buscar carpas tres estaciones de entre 1 y 2 kilogramos. En el caso de que esperamos tormentas o climas extremos, las carpas de cuatro estaciones pueden llegar a pesar hasta 5 kg.

Si eliges con cuidado, deberías encontrar una carpa liviana, razonablemente espaciosa, resistente y cómoda.

Que sea fácil de armar

Es importante que busques carpas fáciles de armar y desarmar, así como de doblar y guardar, por si te toca armarlas sin mucha luz o apurado por el viento y la lluvia. Las carpas con parantes unidos por cordín elástico las podremos armar en segundos y las que tienen clips automáticos para unir los mismos a la tela principal. Las carpas con parantes deben ser introducidos a través de corredores de tela son más resistentes, pero suelen llevar más tiempo para armar y permiten una menor ventilación.

Calidad de los parantes y estacas

Los parantes más livianos y resistentes son los de aluminio, mientras que los más comunes de fibra de vidrio son más baratos, pero más pesados, a la vez que menos resistentes. Dependiendo la calidad de la carpa, las estacas serán más livianas y resistentes. Siempre podemos usar rocas para reemplazarlas.

Que tenga cubre carpa

Es el elemento más importante después de la carpa en sí misma. Su principal función es protegernos, por lo que es muy importante que esté bien estirado para que el agua escurra.

Debes cuidar al estirarlo que casi no tenga contacto con el habitáculo principal, para garantizar la ventilación y que no se genere condensación, lo que humedecería la carpa durante la noche.

Recomendamos elegir colores más claros que permitirán la entrada de luz solar, lo que dará al interior de la carpa una sensación de más espacio.

La ventilación

La misma se encuentra asegurada, incluso con la carpa completamente cerrada, a través de redecillas y el espacio entre cubre techo y el habitáculo principal. Para climas más húmedos y calurosos, busca carpas que tengan mayor ventilación.

Que tenga vestíbulo, si quieres más espacio

Tenerlo en cuenta si quieres contar con espacio para cocinar, guardar el equipo o limpiarse antes de entrar al habitáculo. Hay carpas que poseen accesorios de organización en su interior: bolsillos y correas que permiten colgar equipos y tener herramientas a mano.

El piso o base

Algunas carpas traen un cubrepiso adicional que podemos usar para ampliar el aislamiento de la carpa del suelo, lo que en definitiva nos va a ayudar a estirar la vida útil de la misma. Este artículo puede encontrarse por separado o improvisarse con una tela resistente y medianamente impermeable.

Los materiales de la carpa

El poliéster es liviano, no absorbe agua y es bastante resistente. Podemos encontrarlo con distintos recubrimientos en el piso y el exterior de la carpa, así como el cubre techo.

Las telas de Nylon de poliamidas tienen características similares al poliéster, pero se caracterizan por ser más elásticas.

Recomendamos buscar telas que tengan recubrimientos que aumenten sus fortalezas y en la variante Rip-Stop, que es como un “enrejado” de cuadrícula que cubre toda la tela, y que brinda mayor resistencia a los desgarros.

Las costuras deberían ser termo selladas para que sean realmente impermeables, con cierres reforzados que corran sin trabarse con la tela y que no se oxiden con el uso.

Tipos de carpas para camping

Carpas para playa

Es el tipo de carpas más baratas del mercado y, obviamente, las menos aptas para protegernos de las inclemencias del clima.
Algunos modelos tienen el habitáculo principal cerrado, mientras que otras solo están semi cerradas en un extremo, con el resto al aire. Proveen una mínima protección contra viento y sol. Compra la carpa para playa Spinit y pensá en tu próximo destino.

Carpas de Tres Estaciones

Estas son, por lejos, las carpas más comunes y recomendables para cualquier tipo de actividad. Son livianas y prácticas y tal como dice su nombre, están pensadas para: primavera, verano y otoño. Es imprescindible que el cubre techo llegue hasta el suelo para que las podamos considerar en esta categoría. Su diseño permite una buena corriente de aire, protección contra insectos con sus redecillas y, si están bien armadas, pueden proteger de la lluvia. Sin embargo, no están pensadas ni diseñadas para una exposición sostenida a fuertes tormentas o vientos.
Recomendamos su uso para actividades que vayan desde un día de playa hasta un trekking en zonas conocidas, cuidando de que no sea época de tormentas.

Carpa de Cuatro Estaciones

Como su nombre lo indica, pueden usarse durante todo el año, pero estas carpas están diseñadas y fabricadas con la intensión de usarse en lugares o épocas de temperaturas muy bajas, con vientos fuertes y otras inclemencias climáticas como nieve y lluvias copiosas. Es la carpa ideal para salidas más técnicas y exigentes.

Poseen materiales más resistentes que las de tres estaciones, manteniéndose firmes gracias a sus diseños de cúpula redonda, sus telas y parantes de calidad y sus costuras reforzadas. Por eso, son las elegidas en ambientes como la montaña o las altas latitudes.

Hay que tener en cuenta que estas carpas, pueden levantar temperatura durante el verano, al carecer de una ventilación suficiente. Tampoco suelen traer una completa protección contra insectos.

Recomendamos su uso para actividades en invierno, en terreno serrano, montañoso o de gran altura, en cualquier época del año.